martes, 26 de noviembre de 2013

Ésta soy yo





Dibujo espontáneo de mi pequeña de 3 años. Lo hizo solita y cuando me lo dio me dijo:
- Mira mamá. Eres tú con un zapato sonriente.

No sé lo que significan los dos círculos situados al lado de la cabeza, pero el pelo rizado lo clavó.
Véase también que el zapato también tiene sus propias piernas :)) 

Me hizo muchísima ilusión, y es que los mejores regalos no se compran con dinero.

Y tu último regalo ¿cuál fue?

miércoles, 20 de noviembre de 2013

Buñuelos de calabaza sin gluten


Primero fue un bizcocho de calabaza, luego pan y ahora... ¡Buñuelos!

Y es que hay que aprovechar los frutos de temporada, que son los que más buenos están.




Para adaptar esta receta al mundo sin gluten me guié de la publicada por Directo al Paladar, os recomiendo que la miréis porque hay un paso a paso con fotos perfectamente explicado. Fue todo un acierto.

Ingredientes

300g de calabaza (ya pelada y limpia)
2 huevos
125g de harina de reposteria sin gluten*
25g de azúcar
una pizca de sal
1/2 cucharadita de levadura química (Hacendado)
la ralladura de la piel de una naranja
80g de agua

azúcar para rebozar

Elaboración
  • Se pone la calabaza en un recipiente apto para microondas y se programa 9 minutos 600w. La calabaza quedará tierna y habrá soltado un poco de agua. Tal y como está, la trituramos bien (líquido incluido). Después de hacer esto los 300g de calabaza quedaron en 220g.
  • En un recipiente grande y hondo se pone la harina tamizada, se hace forma de volcán y en el centro se echa la levadura, el azúcar, la sal, la ralladura de naranja y las dos yemas de huevo (las claras las reservamos para batirlas a punto de nieve). Se va removiendo y se le va añadiendo agua poco a poco hasta que todo esté bien mezclado.
  • Se añade la calabaza triturada y cuando la masa sea uniforme, con ayuda de una espátula se va añadiendo las claras a punto de nieve.
  • En el caso que veáis la masa muy espesa podéis añadir un poco más de agua, pero no mucha. Pensad que la masa debe quedar lo suficientemente espesa para que al echarla en la sartén con una cuchara, tengas que ayudarte con otra para que caiga la masa en la sartén. Si la masa es demasiado líquida los buñuelos subirán pero se chafarán enseguida.


  • Antes de poner a freír los buñuelos, el aceite deberá estar muy caliente. Se fríen en seguida. Tan sólo vuelta y vuelta.
  • Una vez fritos se ponen en una bandeja con papel absorbente para que suelten el aceite.
  • Una vez fríos se rebozan en azúcar y...¡A comer!
TRUCO: He leído por ahí, aunque no lo he probado, que para que los buñuelos no absorban mucho aceite se le puede poner a la masa unas gotitas de vinagre. Dicen que no da gusto a la masa y a cambio los buñuelos quedan menos aceitosos.

* Me imagino que la proporción de 65% de harina de arroz y 35% de almidón de maíz también debe funcionar, igual que lo hace en bizcochos, magdalenas... pero yo en este caso ulilicé Mix Dolci de Shär, porque era la que tenía a mano.

domingo, 17 de noviembre de 2013

Hacer pan en casa

El viernes por la tarde asistí a la inauguración del Forn de pa Altarriba, " 0 % Gluten", en Barcelona.

Se trata de un lugar donde todo lo que se ofrece está exento de gluten. Allí pudimos degustar algunos de sus productos (pizzas, pan, brownies, magdalenas....) así como ver las instalaciones donde se realizan sus elaboraciones.

Quizás a muchos de los que visitáis este blog os pille un poco lejos de casa, pero lo bueno del caso es que tienen una web donde además de vender diferentes tipos de harina sin gluten y dar algunos consejos en la elaboración del pan, informan de cursos y talleres de panadería/repostería sin gluten. De hecho, por lo que he podido ver en su blog, el 11 de noviembre hicieron un taller de pan sin gluten en Madrid.

Ésta es su web:  hacer pan en casa.com


Para los que vivís cerca, no dudéis en pasaros por allí (C/ Pobla de Lillet, 5).

Según me comentaron tienen previsto realizar un taller de Roscón de Reyes, así que habrá que estar atento a su blog para no perdérselo.

IMPORTANTE: Cuando consultéis el blog aseguraos de clicar en el apartado de "pan sin gluten", porque ellos también se dedican a elaborar pan convencional (con harina de trigo) en otros establecimientos.


Fuente de la foto : aquí


lunes, 11 de noviembre de 2013

Pan de boniato sin gluten

A la pequeña de la casa le encanta el boniato. Así que este fin de semana tocó cocinar boniato asado en el horno. Sobró un poco y pensé que quizás podría utilizarlo en alguna receta de pan.

Así que cogí la receta del pan de calabaza como base y esto fue lo que salió.

Bollitos de pan muy tiernos, ligeros, esponjosos.

bollitos sin gluten, sin huevos y sin lácteos
  
Por lo dulce que es el boniato pensé que estos panes también serían muy dulces y que tendrían un característico sabor a boniato, pero no fue así.

Estos tiernos bollitos son y están sencillamente muy buenos, pero lo que más destaca no es el sabor a boniato, sino su esponjosidad.

Vamos con la receta.


Ingredientes  (para 8 bollitos).

190g de agua tibia
20g de aceite de oliva virgen extra
2g de sal
125g de boniato asado al horno
215g de harina panificable sin gluten (Mix Pan de Shär)
35g de harina de trigo sarraceno (Verival, Werz o Bauckhof)
1 cucharadita de levadura seca de panaderia (Maizena)

Elaboración

Yo usé la panificadora para hacer el amasado, pero si queréis lo podéis hacer a mano.
Tan sólo hay que poner los ingredientes en la cubeta de la panificadora o un recipiente hondo grande y amasar hasta que quede una textura homogénea. Después se deja reposar en un sitio cálido y libre de corrientes de aire durante una hora aprox. o hasta que doble su volumen.

Se cogen porciones de unos 70g (manos aceitadas o enharinadas) y van formando bolitas redondas para hacer los bollitos, que situaremos en una bandeja de horno ya preparada con papel sulfurizado.
Una vez hecho esto, con una cuchara sopera (mojada en aceite) se hacen 4 marcas en cada bollito, en forma de cruz. Tienen que ser marcas profundas para que con el levado no se borren.
Después se pincelan los bollitos con aceite y se dejan levar dentro del horno apagado, en el que previamente habremos colocado un bol lleno de agua bien caliente para que la masa leve mejor.

Se deja levar unos 15 minutos y se sacan del horno.
Se precalienta el horno a 250ºC (calor arriba y abajo). Cuando esté listo se baja la temperatura a 200ºC y se meten los bollitos (en la parte media baja del horno).

Tardaron en hacerse unos 20 minutos aprox., no más. Y le dí 1 minutito de grill para que se doraran un poquito más.

Dejar enfriar sobre una rejilla y listo!!

Creo que lo que hace que este bollito sea tan tierno es el propio boniato, y el horneado rápido.

Os animo a probarlos.
Vale la pena :)))

Sonia

domingo, 3 de noviembre de 2013

Pan de calabaza sin gluten

¡Huele a otoño! Eso fue lo que pensé cuando ayer saqué este pan del horno.

Con un color totalmente a calabaza, es un pan tierno, con buen sabor y de corteza fina. Ideal para panecillos.


Pan de calabaza sin gluten, sin huevo y sin lácteos.

Mi inspiración la encontré en el fantástico blog "Hierbas y especias". Como podéis imaginar su receta se hace con harina de trigo, con gluten. Yo os recomiendo que cliquéis el enlace que os he puesto a su entrada. Veréis que la miga del pan no se diferencia en nada en esta versión sin gluten :))


Ingredientes (para 4-5 panecillos)

150g de calabaza (pesada sin piel)
100g de agua
10g de aceite de oliva virgen extra
2g de sal
215g de harina panificable sin gluten (Mix Pan de Shär)
35g de harina de trigo sarraceno (Verival, Werz o Bauckhof)
1 cucharadita de levadura seca de panadería (Maizena)

Elaboración
  • Pon la calabaza cortada en daditos en un recipiente apto para microondas y programa unos 8 minutos a 800w. La calabaza quedará tierna y habrá soltado algo de agua. Entonces, con un tenedor, chafa la calabaza en el mismo recipiente de manera que el agua que ha soltado se mezcle con la calabaza. El peso total del puré resultante es de 130g. Importante: Si cuando sacas la calabaza y la haces puré ves que no pesa eso, añade agua hasta completar el peso indicado.
  • Pon en la cubeta de la panificadora (o en una amasadora si dispones de ella), el agua, el aceite, la sal, el puré de calabaza (vigila que no esté caliente, tan sólo templado) las harinas y por último la levadura. Elige el programa de amasado+fermentado en tu panificadora y espera que dicho programa termine. En mi caso este programa tarda 1h y 25 min. Si no dispones de panificadora y lo haces a mano, una vez mezclados todos los ingredientes en el bol, deja reposar la masa en un sitio cálido y fuera de corrientes de aire hasta que doble su volumen.
  • Saca la masa del recipiente, y con las manos aceitadas da la forma a los bollitos (no te preocupes, no son demasiado pringosos) y colócalos en una bandeja apta para horno, haz un corte con una cuchilla en cada bollito y pincélalos con aceite.
  • Mete la bandeja en el horno apagado y pon un recipiente de agua muy caliente debajo de ésta para que los panecillos vuelvan a fermentar y doblen su volumen. A mi me tardaron 30 minutos.
  • Saca los panecillos ya fermentados y precalienta el horno a 200ºC (calor arriba y abajo). Cuando esté listo mete los panecillos en la parte media-baja del horno y déjalos unos 25-30 minutos (si ves que se doran demasiado rápido baja la temperatura a 180ºC)
  • Deja enfriar sobre una rejilla.

Espero que os guste,
Sonia.

lunes, 5 de agosto de 2013

Calamar de potera

Bien limpitos y a la plancha, a rodajas, en salsa, a la romana, a la andaluza, enteros o rellenos.

El calamar se presta a diversas formas de cocinarlo. Hoy os traigo una preparación sencilla, sencillamente deliciosa.

El mejor calamar de potera que hemos tenido el gusto de probar lo comimos hace 5 años en Casa Manolo, Bodega Barahona, en Mallorca -sabed que si visitáis Mallorca y no vais a Casa Manolo es como si no hubiérais estado allí ;)



Ingredientes:

1 calamar de potera, fresco.
Sal de cocó (nosotros sal maldon)
Pimienta negra molida
Picadillo (nosotros aceite, ajo y perejil)
Aceite de oliva virgen extra.


Elaboración:

La elaboración es muy sencilla.
  • Se dispone el calamar sin limpiar, entero, en una plancha (o sartén) bien caliente. Con un poco de aceite y pimienta.
  • Se tapa con una tapadera para que se haga bien por dentro y no se vayan los aromas.
  •  Cuando está hecho se pone en una bandeja y se añade, por encima, el picadillo.
  • Se abre el calamar por la mitad, se sacan las partes que no se comen pero se conserva la tinta, que se extiende por encima del calamar con una cuchara antes de cortarlo en trocitos pequeños. Nosotros añadimos la sal en este momento.
  • Una vez hecho todo se le da un poco de calor y listo para comer.

Lo mejor es seguir el vídeo que os he puesto un poquito más abajo. A partir del minuto 1'15" se explica 

-qué es una potera
-qué es la sal de cocó
- y el paso a paso de como se cocina el calamar.

El vídeo está en mallorquín pero una imagen vale más que mil palabras así que espero que lo veáis y lo disfrutéis.

Tengo que decir que hace 5 años, cuando estuvimos allí, no era celíaca así que esperamos que ese picadillo "de ingredientes secretos" no contenga gluten y este año podamos volver a disfrutarlo.

Por cierto, si no conseguís calamar pescado con potera, cuando vayáis a la pescadería mirad que el calamar tenga la piel muy entera y no se vea "maltratado", así es más fácil que esté limpio por dentro. Aunque si los pedís por encargo seguro que os los traen y vale la pena.


Nos vemos a la vuelta de vacaciones. Disfrutad y descansad lo que podáis, que espero sea mucho.
¡Felices vacaciones!
Sonia

viernes, 19 de julio de 2013

Pan de pita sin gluten

Es la primera vez que hacemos este pan en casa y sin duda repetiremos. Fácil, fácil y bien rico.

Se trata de un pan plano y hueco por dentro para que se pueda rellenar con lo que más guste: verduritas, carne... Bueno, eso si podéis esperar, porque la peque de la casa se las comía sin relleno. ¡Después de la primera quería seguir comiendo!


 Ingredientes (para 8 unidades)


250g de agua
30g de aceite de oliva virgen extra
15g de azúcar
18g de levadura prensada fresca, de panadería
270g de harina panificable sin gluten "Mix Pan" de Shär
45g de harina de trigo sarraceno (Bauckhof)
4g de sal

Elaboración en Thermomix
  1. Se pone el agua, el aceite y el azúcar en el vaso y se programa 1 minuto, 37º, velocidad 1.
  2. Se agrega la levadura desmenuzada y se mezcla 10 segundos, velocidad 4.
  3. Se añaden las harinas y la sal. Se amasa programando 3 minutos, vaso cerrado velocidad Espiga.
  4. Se deja reposar en el vaso hasta que doble su volumen. En unos 20-30 minutos estará lista.
  5. Se precalienta el horno a 250ºC.
  6. Se saca la masa del vaso y se divide en 8 partes. Con cada parte se forma una bolita y luego, con el rodillo untado en aceite se les da la forma de tortitas. IMPORTANTE: la masa es muy pegajosa, yo recomiendo poner 4 bolitas de masa directamente en papel de hornear y estirarlas allí mismo con el rodillo, para evitar así tener que trasladarlas. No olvidéis untaros también las manos con aceite.
  7. Se hornean durante 5 minutos o hasta que empiecen a dorarse. Es importante que el horno esté muy cliente para que el pan quede hueco y se pueda rellenar bien.
  8. Se sacan del horno y se dejan enfriar cubiertas con un paño húmedo.
Elaboración tradicional
  • De lo único que se trata es de mezclar todos los ingredientes hasta que se consiga una masa uniforme (es conveniente que el agua esté templada). Se trata de una masa muy pegajosa, si no tienes amasadora, ni Thermomix, también lo puedes hacer a mano, pero quizás necesites la ayuda de una espátula. Una vez hecho esto se deja reposar la masa, tapada y en un ambiente cálido, hasta que doble su volumen. A partir de ahí se siguen los mismos pasos que he explicado anteriormente para su elaboración con Thermomix (se sigue en el punto 5).
 

Ésta receta es mi adaptación de la receta del Pan de Pita que aparece en el libro Pan y Bollería con Thermomix.

Espero que os guste.
Sonia.

lunes, 8 de julio de 2013

Natillas de chocolate (sin huevo, sin gluten)

Después de probar el chocolate a la taza de SandeeA, y por supuesto el yogur de chocolate, pensé que cambiando tan sólo la cantidad de almidón de maíz podía hacer unas natillas de chocolate caseras para mi pequeña, y así lo hice.


Son muy fáciles de hacer y merecen muchísimo la pena. Tienen un sabor increíble.

Recién salidas del frigorífico.

Ingredientes (para 6 raciones)

180g de chocolate al 52% cacao
75g de azúcar moreno (puede ser vainillado)
750g de leche entera*
1 cucharada y media de almidón de maíz (Maizena)- vienen a ser de 12 a 14g

 
Elaboración en Thermomix
Ésta es la textura cuando se remueven.
  • Ponemos el chocolate y el azúcar en el Thermomix y trituramos unos 10 segundos, velocidad progresiva 5-10. 
  • Añadimos la leche y el almidón de maíz. Programamos 12 minutos, 90ºC, velocidad 4.
Al acabar, la textura en caliente es totalmente líquida. No os preocupéis, espesa después, cuando se enfría. Servimos en recipientes individuales, dejamos templar, tapamos y refrigeramos en la nevera (mejor de un día para otro).

* Si la leche está fría de la nevera necesitará un poquito más de tiempo en Thermomix o un poquito más de Maizena.

viernes, 5 de julio de 2013

Para picar y no parar

Primero fueron los Grefusitos,
luego las Grefuchucherías (Pika mix, Sugar mix y Top mix)
y esta semana me han llegado los Snatt's Natuchips Barbacoa y los Snatt's de tomate, queso y orégano.

 


Los Grefusitos me sorprendieron, la verdad es que no comía algo parecido desde que era niña y fue todo un lujo saber que estaban horneados y no tenían ni conservantes, ni colorantes, ni gluten.

Las grefuchucherías estaban tan buenas que tuve que repartirlas. Creo que si no lo hubiera hecho exploto, en serio, porque era comer una y no poder parar.

Y de los Snatt's ¿Qué puedo decir? Horneados en vez de fritos, crujientes y con mucha menos grasa que las patatas fritas clásicas. Pues está claro, no pueden faltar en un picnic o barbacoa con los amigos ¿no?

Si algo tienen todos estos productos es que generan momentos para compartir (algo que a veces resulta bastante difícil en el colectivo celíaco) porque cuando tú no puedes comer no sólo te sientes mal tú, las personas que están a tu lado también.

Así que puestos a elegir un snack o chuchería, mejor elegir bien:

Que sea sin gluten, bajo en grasas y que esté bien rico.

 ¿Los habéis probado ya?

Por mi parte no puedo más que agradecer a Grefusa el interés en darse a conocer y seguir sacando al mercado productos aptos para las personas intolerantes al gluten.

domingo, 2 de junio de 2013

Coca de forner sin gluten (con anís y piñones !!!!!!)

Hoy estoy emocionada!!!

Cualquier palabra que pueda decir para describir esta coca se queda corta.

Tiene un sabor idéntico a la coca de forner de siempre y una textura buenísima, pero esta vez sin gluten. 
Además se puede amasar y no necesitas una bandeja que te haga de molde.

La han probado 4 "gluteneros" y yo, y no ha quedado ni un pedacito para mañana.

Ahhh y os puedo decir que la textura de la coca, su esponjosidad... no cambió nada desde la hora en que se hizo por la mañana hasta bien entrada la tarde.

Hice una cubierta con azúcar, anís y piñones y otra sólo azúcar y anís, que estiré un poquito más para que quedara más finita.

Por cierto, agradecería que alguien me dijera si su nombre en el resto de comunidades autónomas es coca de panadero o tiene algún otro.

Vale, vale, no os entretengo más. Ésta es la receta.

Ingredientes

280g de agua a temperatura ambiente (21ºC)
25g de aceite de oliva virgen extra
4g de sal
300g de harina panificable Mix Pan (Shär)
50g de harina de trigo sarraceno (Verival, Bauckhof o Werz)
8g de levadura fresca prensada o 1 cucharadita de levadura seca de panadería

piñones, azúcar y anís.

Elaboración

  • Con una amasadora, robot de cocina, Thermomix, Panificadora o a mano en un cuenco, se mezclan todos los ingredientes durante unos 12 minutos, teniendo en cuenta que la sal no debe tocar directamente la levadura.
  • Después se deja fermentar hasta que doble su volumen en un lugar cálido. (Yo utilicé el programa de amasado y fermentación de mi panificadora, que dura 1h y 25 min).
  • Se saca la masa y, sin amasarla, se divide en 2 partes (es aconsejable untarse las manos con aceite). Se hacen dos rulos y se vuelve a dejar reposar hasta que doblen su volumen. A mí me tardaron unos 30 minutos dentro del horno con un recipiente lleno de agua hirviendo.
  •  Una vez transcurrido el tiempo se pone cada rollo de masa en una bandeja diferente y, sin amasarlo, se va chafando y estirando hasta que tengamos la anchura y largura que queramos.
  • Mientras tanto ponemos a precalentar el horno a 250ºC (calor arriba y abajo, bandeja situada en la parte media-baja del horno)
  • Se pincelan con aceite de oliva virgen y se le añade el azúcar. No seáis tacaños, ni con el aceite ni con el azúcar. Pensad que la masa no lleva azúcar y si no cubrimos bien la coca pues... pierde la gracia. 
                
  • Se hornean durante unos 12-15 minutos, o hasta que veáis que se ha dorado.
  • Una vez fuera del horno, sin dejar que se enfríen, verter un buen chorro de anís en las cocas. Y repito, no hay que ser tacaños ¿eh?
  • Se dejan enfriar y listas para disfrutar.
Os aconsejo muchísimo que os animéis a probarlas.


P.D: Esta receta es mi adaptación sin gluten de la receta de Xavier Barriga, que encontré aquí.

miércoles, 29 de mayo de 2013

Fotos, ¿mentiras? y recetas sin gluten.


Hoy estoy enfadada, molesta.
Toda aquella persona que por primera vez se pone a cocinar sin gluten se encuentra con muchísimas difiicultades y lo primero que hace (o al menos eso hice yo) es buscar información, recetas que funcionen...
No vamos a negar que en eso las fotos que acompañan a las recetas tienen mucho que  ver.
Si la receta no entra por la vista... difícilmente te pondrás a hacerla.

El caso es que justo esta semana, a raíz del Día Nacional del Celíaco me puse a buscar recetas y en la web de la ACM  (Asociación de Celíacos de Madrid, que lleva a cabo una gran labor en beneficio del colectivo celíaco) encontré una receta sin gluten de Roscón de Reyes que me llamó la atención y ya me disponía a leerla cuando me fijé en la foto que acompañaba a la receta (podéis ver la foto clicando en el enlace de ACM).

A mi, que llevo 3 años diagnosticada de celiaquía, me pareció que el contenido de la foto era demasiado bueno para ser de una receta sin gluten y de repente recordé que ya había visto esa foto con anterioridad en el blog de Webos fritos, que a pesar de ser un blog "glutenero" consulto a menudo porque me parece un blog maravilloso con recetas muy interesantes.

Dejando a un lado el hecho de que tengan o no autorización para utilizar dicha foto, me parece muy poco ético utilizarla para ilustrar el resultado de una receta sin gluten sin que se vea a pie de foto la procedencia de la misma.

¿Cómo le va a salir a nadie la receta igual  parecida a la de la foto si receta y foto no se corresponden?

Ya hay bastante desconocimiento y confusión en la elaboración de los productos sin gluten (principalmente para los "recién llegados" al club) para añadir más leña al fuego ¿No?

Vamos, que yo veo esa receta, me pongo a hacerla, comparo mi resultado con el de la foto  que la ilustra y me entra una depre que no vuelvo a meterme en la cocina.

No digo que la receta no funcione, que no lo sé porque no la he probado. Lo que digo es que no es justo ni ético ilustrar una receta sin gluten con una foto de una receta que sí lo lleva ¿No creéis?

Señores de ACM, por favor, díganme que estoy equivocada, que no tengo razón, que ese maravilloso roscón es sin gluten (y las fotos de las demás recetas también). Nada me gustaría más que creerlo.

Añado, además, que a raíz de esto consulté también las recetas de SMAP celíacs y aunque en alguna receta sí explicitan la procedencia de las fotografías, encontré otras con fotos que tampoco parecen propias.

Me niego a seguir mirando hipotéticas fotos de recetas sin gluten. Prefiero las de verdad. Las de muchísimos bloggers que investigan y publican sus recetas, para lo bueno o para lo malo, con la verdad por delante.
Gracias a todos por vuestra gran labor.

lunes, 27 de mayo de 2013

Algo sencillo y dulce para el Día Nacional del Celíaco: Tarta de Santiago

Como os comentaba en mi anterior post, hoy hace exactamente 3 años que me diagnosticaron. Y desde el principio he tenido la gran suerte de contar con todo el apoyo de mi familia y amigos, que no es poco, os lo aseguro. Por ello me siento afortunada.

Sin embargo, en un día como hoy vuelvo a reivindicar, para que quede claro a todos aquellos que insisten en decir que la vida del celíaco es fácil porque en el supermercado hay "de todo" sin gluten, que el gran problema no es encontrar productos sin gluten.

El problema es:
  • Que salir a tomar algo con los amigos es una odisea. ¿Dónde puedes ir para tomar algo? ¿Al bar o la cafetería? ¿Qué tomas? ¿Unos montaditos? ¿Un bocata? ¿Un croissant?... Imposible. El resultado es que tú te sientes mal y tus amigos también.
  • Que muchos productos específicamente sin gluten que se venden (pan, bollería...) son francamente malos. Me pregunto si alguno de esos empresarios que los hacen fabricar los ha probado alguna vez. Los celíacos sólo somos eso, celíacos, y ello no significa que nos tengamos que comer cualquier cosa sólo por que sea sin gluten.
  • El precio de los productos es excesivo.
No penséis que soy poco agradecida, que no. Por suerte cada vez hay más empresas que identifican sus productos "sin gluten" claramente y eso es de agradecer, y mucho.

Bueno, y para dejar algo sencillo y dulce en el día de hoy os traigo una tarta sencilla, que NO HAY QUE ADAPTAR porque es naturalmente sin gluten (y sin lácteos): Tarta de Santiago.

No la había hecho nunca hasta ahora pero repetiré por lo fácil y lo buena que está.
La receta no es mía. Los ingredientes los he sacado del libro "Imprescindible" de Thermomix, aunque la he hecho de modo tradicional (es lo que tiene cuando no cocinas en casa, aunque os aseguro que la compañía y el paisaje... compensa con creces).

Ahhh! El vino, sugerencia de mi padre, fue perfecto para acompañar la tarta.

Ingredientes

4 huevos
200g de azúcar 
la ralladura de la piel de un limón
250g de almendra molida (asegúrate de que no puedan contener trazas de gluten)

azúcar glass para decorar y la Cruz de Santiago dibujada en un papel y luego recortada.


Elaboración tradicional

  • Se precalienta el horno a 180ºC
  • Se baten los huevos con el azúcar y la ralladura de limón hasta que la mezcla aumente su volumen y cambie su color (más pálido que al principio).
  • Se añade la almendra y se mezcla bien con una espátula.
  • Se engrasa el molde elegido (mejor si es desmontable), se vierte la mezcla en él y se hornea unos 20-25 minutos.
  • Se deja enfriar, se coloca la Cruz de Santiago en el centro y se espolvorea el azúcar glass. 
RESULTADO: Una tarta buenísima, de textura granulada debido a la almendra, al día siguiente de su elaboración sigue estando en perfecto estado, por lo que es una tarta que se puede hacer el día anterior si tienes invitados en casa.




Si puedes hacer la receta con Thermomix puedes utilizar almendra cruda entera y triturarla en el mismo robot.

Elaboración con Thermomix:

  • Precalienta el horno a 180ºC.
  • Pon las almendras en el vaso y tritura programando 10 segundos velocidad 5. Retira del vaso y reserva.
  • Sin lavar el vaso, pon el azúcar y programa 10 segundos velocidad progresiva 5-10.
  • Añade la piel del limón y programa 10 segundos, velocidad progresiva 5-10.
  • Incorpora los huevos y mezcla programando 10 segundos velocidad 4.
  • Agrega las almendras reservadas y programa 5 segundos, velocidad 3.
  • Vierte la mezcla en un molde desmontable engrasado con mantequilla o aceite. Hornea durante 20 minutos. Deja enfriar y desmolda. Adorna la tarta poniendo la silueta de una cruz de Santiago en el centro, espolvoreando toda la superficie con azúcar glas.

¡Feliz día!

viernes, 24 de mayo de 2013

Elegir...

Poder elegir es todo un lujo que una persona celíaca casi nunca se puede permitir cuando sale a tomar algo con los amigos.

La semana pasada tuvimos la oportunidad de ir a la pastelería sin gluten Milola, en Mataró, y no nos lo pensamos dos veces.

Desde que me diagnosticaron el 27 de mayo de hace 3 años (curiosamente el Día Nacional del Celíaco) que no me sentaba en un local y me asaltaba la duda. ¿Qué tomar?

¡Debería ser obligatorio que en cada ciudad o pueblo hubiera un lugar así!
Os aseguro que si lo tuviera cerca de casa yo sería, sin duda, cliente habitual.

Muchos de sus productos (no me fijé si todos) además de ser sin gluten, también están elaborados sin lácteos.

Una quisiera probar un pedacito de cada cosa, puesto que oportunidades como ésta no se presentan muy a menudo pero...






















Si vivís cerca o tan sólo pasáis por allí no lo dudéis y haced una visita. Además de ser un lugar seguro es un lugar agradable para pasar un rato.

Síiii, ya sé... publicidad gratuita pero... ¿Cómo no voy a compartir algo así? ¡Qué se entere todo el mundo y que tomen ejemplo! ;)


P.D: La foto no luce nada pero si pincháis en el enlace Milola podréis entrar en su web y ver las maravillas que tienen.

sábado, 18 de mayo de 2013

Chocolate a la taza (sin lácteos)


¿Qué es lo que pasa cuando vives en una casa llena de intolerantes?
Pues que al final acabas probando recetas de todo tipo.

He estado a punto de escribir que lo del chocolate caliente había sido un capricho de mi consorte pero... no es cierto.
El capricho fue mio. Llovía y llovía y a pesar de estar en el mes en el que estamos me apetecía un chocolate a la taza, y si lo quería compartir, además de sin gluten tenía que ser sin lácteos.

Así que ésta es la primera vez que se me ocurre hacer un chocolate a la taza sin leche.
El resultado me sorprendió gratamente. Repetiré sin duda.



Ingredientes (para 4 raciones)

120g de chocolate (52% cacao)
50g de azúcar moreno
500g de bebida de soja*
2 cucharadas de almidón de maíz (15g)

Elaboración con Thermomix

  • Pon el azúcar y el chocolate en el vaso y tritura 10 segundos, velocidad progresiva 5-10.
  • Añade la bebida de soja y el almidón de maíz y programa 10 minutos, 90º, velocidad 4.
  • Vierte el contenido en los recipientes elegidos y listo para tomar.
* Yo utilicé "Alpro soja Asturiana". Desconozco si se obtiene el mismo resultado con bebidas de soja de otras marcas puesto que cada una tiene unos ingredientes concretos, a parte de las habas de soja.


Debo decir que el mérito de la receta no es mío. La receta original es del blog La receta de la felicidad y lo único que hice fue cambiar la leche por bebida de soja. Una fantástica alternativa para los que padecen de intolerancia a la leche.

lunes, 29 de abril de 2013

niños en la cocina - merluza rellena al horno


No hay nada como meter a los niños en la cocina para conseguir que se lo acaben comiendo todo porque...

¡Todo está riquísimo, lo han hecho ellos y les encanta! 

Con tres añitos:
  • Ella trae los ingredientes y pela (o limpia) los que puede.
  • Se encarga de poner la salsa.
  • Prepara la mesa.
  • Llama a todos para que se sienten a comer...

Merluza rellena al horno

Ingredientes:
  • Almejas y mejillones (abiertos al vapor).
  • Un buen sofrito (puerro, cebolla, tomate, vino blanco y/o caldo de pescado (sirve el mismo caldo que sueltan las almejas y mejillones al hacerlos al vapor). Se puede añadir una pizca de maizena disuelta en agua fría para espesar un poquito la salsa).
  • Gambas peladas y cocinadas a la plancha con un poquito de aceite, ajo y perejil (se hacen con fuego fuerte para que no se consuman demasiado)
  • Una merluza de buena calidad, limpia y sin espina central.

Elaboración: 

Precalentamos el horno a 200 ºC (calor arriba y abajo).

Utilizaremos la mayoría del sofrito para mezclarlo con las almejas y los mejillones. El resto nos servirá para rellenar y decorar la merluza.

Ponemos la merluza en una bandeja de horno. La abrimos y rellenamos con la parte del sofrito que teníamos reservado y las gambas (se pueden reservar algunas para decorar al final). Cerramos la merluza ayudándonos con unos palillos (creo que abuela y nieta se pasaron un poquito con el relleno...). Cubrir la merluza con un poco de salsa del sofrito.

El tiempo de horneado dependerá del tamaño de la merluza. Puede que con 20-30 minutos sea suficiente.

Se saca del horno, se divide la merluza en raciones y como guarnición ponemos las almejas, los mejillones y cualquier verdurita que nos guste hecha al vapor.



La pequeña de la casa disfruta muchísimo ayudando a cocinar. Da gusto verla.

miércoles, 10 de abril de 2013

Bizcocho de Calabaza y Almendra (sin gluten y sin lácteos)

Ésta es la primera receta de bizcocho de calabaza que hago y tengo que decir que me sorprendió gratamente.
No tenía ni idea de como podía quedar ya que jamás había hecho uno pero éste es el segundo y seguro que volveré a repetir, porque nos encantó a todos.

Lo curioso del tema es que la receta surgió a partir de otra que en vez de calabaza cruda utilizaba zanahoria cocida y entre eso y algunos cambios más... el bizcocho quedó así.

Esponjoso, rico y perfecto para combinar con cobertura de chocolate.

























INGREDIENTES PARA EL BIZCOCHO

200g de azúcar moreno
200g de calabaza cruda. Si es del huerto del abuelo, mucho mejor :)
200g de harina de almendra
4 huevos (L)
una pizca de sal
20g de levadura química para repostería (1 sobre y 1 cucharadita)
140g de harina sin gluten :  Si utilizas harinas premezcladas puedes usar Mix Dolci de Shär y sale perfecto. Si prefieres hacer tu propia mezcla de harinas puedes usar un 65% de harina + 35% almidón con una puntita de goma xantana, lo que aproximadamente son: 90g de harina (ej. arroz) y 50g de almidón (ej. maizena o almidón dulce de tapioca)

Elaboración
  • Pon a precalentar el horno a 180ºC (calor arriba y abajo). 
  • Tritura el azúcar moreno para que quede más fino. Reserva.
  • Pela la calabaza, sácale las semillas y tritúrala bien pequeña (una picadora de carne/verduras, puede servir). Yo la dejé del tamaño que se ve en el calabacín de esta receta. Reserva.
  • Mezcla y tamiza la harina con la levadura y reserva.
  • En un bol pon los huevos (a temperatura ambiente) y el azúcar. Bate hasta que la mezcla suba y se vea aireada (un batidor de varillas eléctrico va perfecto).
  • Añade los ingredientes en el orden descrito arriba, uno a uno y mezclando cuidadosamente.
  • Elige un molde (en ese caso era uno redondo de 26cm de diámetro) y vierte la masa en él. Hornea 30 minutos (bandeja situada en la parte media-baja del horno).
  • Deja enfriar y saca del molde.

Si lo haces con THERMOMIX:

  • Pon a precalentar el horno a 180ºC (calor arriba y abajo).
  • Pulveriza primero el azúcar unos 30 seg, a velocidad progresiva 5-10. Reserva en un recipiente.
  • Pela la calabaza, sácale las semillas y tritúrala. Yo la dejé como el calabacín que se ve en esta receta. (No recuerdo si fueron 5 seg. vel 5). Se reserva en un bol.
  • Con la mariposa puesta en el Thermomix, se añade el azúcar y los huevos y se programa 6 minutos, 37ºC, velocidad 4.
  • Acabado el tiempo se quita la mariposa y se añaden el resto de los ingredientes. Se mezcla 5 segundos, velocidad 5.
  • Elige un molde (en ese caso era uno redondo de 26cm de diámetro) y vierte la masa en él. Hornea 30 minutos (bandeja situada en la parte media-baja del horno).
  • Deja enfriar y saca del molde.


INGREDIENTES PARA LA COBERTURA DE CHOCOLATE

175g de chocolate (yo usé Chocolate Valor para repostería mínimo 52% cacao)
75g de leche
30g de mantequilla

Elaboración

Pon a calentar en un cazo la leche con la mantequilla. Remueve y cuando empiece a hervir añade el chocolate en dos tandas. Remueve bien y cuando el chocolate esté bien fundido y se haya templado cubre el bizcocho con él.

Una vez acabado conservé el bizcocho en la nevera (tapado) y al día siguiente lo saqué 20 minutos antes de consumirlo. No había perdido nada de esponjosidad, estaba perfecto!


Para una COBERTURA DE CHOCOLATE SIN LÁCTEOS he encontrado, en el estupendo blog La Receta de la Felicidad, una que parece muy sencilla 

Su autora usa:

200ml de agua
20g de almidón de maíz (maizena)
250g de chocolate negro (sin leche), troceado

Se disuelve la maizena en el agua hasta que no queden grumos y luego se pone la mezcla a calentar. Se añade el chocolate en trozos y se remueve hasta que quede totalmente fundido.


Mi fuente de inspiración: aquí

domingo, 17 de febrero de 2013

"Galletas Consorte" (sin maíz, sin huevo, sin lácteos, sin cacao y sin gluten)

No te das cuenta de lo metidos que están los huevos y los lácteos en la dieta  hasta que te ves obligada a sacarlos de ella y entonces te preguntas ¿Se puede hacer alguna receta de repostería sin alguno de estos ingredientes?

Pues... es difícil, pero al menos en bizcochos y galletas, se puede y quedan ricas.

 
Recuerdo que cuando empecé a mirar recetas por internet, cada vez que veía una con más de 2 tipos de harina pensaba...¡Buff  que rollo! y se me quitaban las ganas de intentar elaborarlas.

Pues bien, ahora me doy cuenta de lo importantísimo que es mezclar diferentes harinas para conseguir un sabor y una textura lo más agradable posible.

¿Por qué "Galletas Consorte"? Pues... porque éstas son especiales para él, mi consorte, que es el que ahora tiene seguir una dieta bastante más complicada. Para mi, con un "sin gluten" tengo suficiente. 

Con estas galletas podemos volver a compartir sin ningún problema :)

Ingredientes (para unas 35 galletas)

100g de almidón de tapioca dulce (Yoki)
60g de harina de algarroba
20g de harina de garbanzo
20g de harina de mijo
1 cucharadita de levadura química para repostería
80g de azúcar vainillado
60g de aceite de oliva (sabor suave)
70g de agua

Elaboración

  1. Se precalienta el horno a 180ºC.
  2. Se mezclan y tamizan las harinas y la levadura. 
  3. Se añade el azúcar y se mezcla otra vez.
  4. Se incorporan los líquidos y se remueve con una espátula hasta que se pueda dar forma con las manos.
  5. Con la ayuda de un rodillo, se extiende la masa en una superficie plana con un poco de aceite para que no se pegue la masa.
  6. Se elige el cortador de galletas y se va marcando la forma de las galletas en la masa.
  7. Se colocan en una bandeja de horno (con papel de hornear).
  8. Se hornean durante 15 minutos.
IMPORTANTE: Cuando salen del horno tienen que estar un poco blanditas porque cuando se enfrían se endurecen y quedan cruijientitas.Si se dejan demasiado tiempo en el horno luego se quedarán muy duras.

miércoles, 6 de febrero de 2013

Almidón: yuca, patata, maíz

Después de los últimos sucesos, vuelvo a estar en fase de experimentación en la cocina.
No puedo usar maíz y en muchas ocasiones he visto y leído que se puede sustituir por almidón de yuca o patata.

Sinceramente la yuca y yo no nos llevamos nada bien. Siempre que la he utilizado en la elaboración de panes han acabado "gomosos" y apelmazados (algún día tendría que publicar mis desastres, que no son pocos).

Así que al final me he decidido a hacer un experimento sencillo: ver como se comportan estos almidones (naturalmente sin gluten) al mezclarlos con agua.

Éste es el resultado de mezclar una cucharada de almidón con una cucharadita de agua (a 21ºC).

Sí, tres texturas totalmente diferentes.

La primera, de almidón de yuca, queda como si fuera arena.
La segunda, de fécula de patata, queda granulada pero con grumos más grandes.
La tercera, de almidón de maíz..... "tiene trampa".  Aparentemente se ve líquida, sin grumos pero mirad lo que ocurre si pasa de estar en reposo a agitarse fuertemente...

Pasa de estar líquida a estar espesa y dura. Si dejas de agitar vuelve a su estado más líquido en pocos segundos.

¿Y qué tiene que ver esto con la elaboración del pan?

Pues... sinceramente, no lo sé. Pero si los 3 almidones reaccionan totalmente diferente mezclados con agua a temperatura ambiente ¿No reaccionarán también de manera diferente en temperaturas elevadas (cocción de pan)? No necesariamente, supongo, pero habrá que comprobarlo.


Hasta la fecha he sustituido el almidón de maíz por la fécula de patata sin problemas (principalmente en repostería) pero no me ha pasado lo mismo con la yuca (mandioca). El sabor que le da a las preparaciones es diferente, así como la textura.
Entonces, las cantidades utilizadas en la sustitución de el almidón de maíz y el de patata por yuca... ¿No pueden ser exactamente las mismas? ¿No?

Bueno, hoy no me lio más que es muy probable que todo esto ya lo sepáis.

Lástima que el camino de la experimentación sea tan larrrrrrrrrgo. ¡Hay tantas variables en la elaboración de un pan! Temperatura, humedad, combinación de ingredientes, cocción...   Entre otras cosas se necesita paciencia, tiempo y dinero ¿A alguien le sobra algo de eso?

sábado, 2 de febrero de 2013

Bizcocho de harina de algarroba calabacín



Bizcocho de harina de algarroba y calabacín, por supuesto sin gluten y además... sin maíz, sin huevo y sin lácteos.



Ingredientes

200g de calabacín crudo
100g de aceite de oliva sabor suave

150g de azúcar vainillado

50g de harina de arroz
70g de fécula de patata
30g de harina de trigo sarraceno
50g de harina de algarroba

1 sobre de levadura química para repostería.

Elaboración

  • Se precalienta el horno a 180ºC, función ventilador.
  • Lavamos el calabacín y lo trituramos (a mi me quedó como se ve en la foto).
  • Se mezclan todos los ingredientes secos en un cuenco (harinas, azúcar y levadura).
  • A los ingredientes que acabamos de mezclar se le añade el calabacín y el aceite y se mezcla todo bien (se verán los grumitos del calabacín pero no importa).
  • Se pone toda la masa en el recipiente elegido para meterlo en el horno. En este caso, como el molde era de silicona no necesité hacer nada pero si utilizáis otro tipo de bandejas pues hay que prepararlas antes untándolas de aceite o poniendo papel de hornear...
  • Se hornea durante 20-25 minutos y se deja enfriar.

Elaboración con Thermomix
  • Se precalienta el horno a 180ºC, función ventilador.
  • Se pone el calabacín 3 segundos a velocidad 5. Se bajan los restos de las paredes del vaso si hace falta.
  • Se añaden el aceite y luego los ingredientes secos previamente mezclados.
  • Se programa 30 segundos a velocidad 4.
  • Se pone en el molde y se hornea durante 20-25 minutos.

DEBO DECIR que los invitados que teníamos en casa, que lo probaron sin saber absolutamente nada de los ingredientes dijeron que estaba bueno pero que encontraban "algo" que no les era conocido. Pensaron también que era de chocolate.

A mi me sorprendió que quedara tan esponjoso pero, sinceramente, como el sabor del chocolate, no hay nada.

Si no podéis tomar leche, ni huevo, ni gluten, pero sí cacao... os recomiendo que sustituyáis la harina de algarroba por chocolate en polvo y añadáis un poco más de azúcar, porque el cacao es más amargo que la algarroba.

Si por el contrario el cacao está prohibido para vosotros, desde luego la algarroba es una muy buena alternativa.



miércoles, 30 de enero de 2013

Azúcar Invertido... ¿CRISTALIZADO?

Hace un tiempo os explicaba (aquí) dos recetas y dos maneras de hacer azúcar invertido para utilizar en recetas de bollería y pastelería.

Una de las propiedades que tanto alabamos en el azúcar invertido es que no se cristaliza pero...Yo lo hago en Thermomix y siempre (hasta ahora) a las 3 semanas se empezaba a apreciar la formación de cristalitos de azúcar dentro del tarro de cristal.

Buscando información encontré algunos blogs que decían que a ellos también se les cristalizaba, que luego habían intentado hacer un baño maría para deshacerlos...

Hasta que topé con el comentario de una chica en un foro que decía que su azúcar invertido hacía casi un año que lo había hecho y lo tenía en perfecto estado. Ella insistía en que algo en el procedimiento tenía que estar mal, porque los INGREDIENTES de la receta eran LOS MISMOS de siempre :


  • 350g de azúcar
  • 150g de agua a temperatura ambiente
  • 1 sobre de acidulante: ácido málico y tartárico (sobre blanco, marca Hacendado)
  • 1 sobre de bicarbonato sódico (sobre morado, marca Hacendado)



Entonces se me ocurrió que quizás la temperatura alcanzada en cada momento de la elaboración no era la adecuada.
Había leído que la mezcla de agua, azúcar y acidulante debía llegar obligatoriamente a los 80ºC y justo en ese momento paré el Thermomix, metí el termómetro de cocina y marcaba 75ºC.

Asumí que la temperatura del termómetro de cocina era más precisa que la del Thermomix, ya que la primera va de décima en décima y la segunda salta unos cuantos grados de golpe y decidí dar un poquito más de temperatura al Tmx.

Resultado: hace 2 meses y 2 días que tengo el tarro de azúcar invertido y está en perfectas condiciones.

¿CÓMO LO HICE?

  • Puse todos los ingredientes (menos el sobre morado) en  el Thermomix. Y programé 6 minutos, 90ºC, velocidad 3-4
  • Esperé a que la mezcla bajara su temperatura hasta los 50ºC.
  • Añadí el sobre morado y programé 1 minuto, velocidad 4.
  • Vertí en un tarro de cristal y esperé a que se enfriara.
Por curiosidad puse el termómetro de cocina cuando el Thermomix paró (en el primer paso) y marcaba 85ºC. Eso es un poco más de lo que indica la receta pero llega al mínimo de los 80ºC, que es lo que importa.

Como ya os he comentado el azúcar está en perfecto estado. Dejaré un poco resevado para ver hasta qué fecha me llega y os seguiré informando.

Quizás sea un post obvio pero a mi me ha dado más de un quebradero de cabeza.
Si os ha pasado como a mi... entonces espero que este post os resulte útil.

Bsotes,
Sonia


P.D: El azúcar invertido también se puede hacer en un cazo con ayuda de un termómetro de cocina, lo podéis ver en el estupendo blog de Nuria. Allí también encontraréis ayuda para calcular el azúcar invertido que necesitan vuestras recetas.

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...